jueves, 4 de febrero de 2016

La vida por la patria - Daniel Frini


Me estoy muriendo, papi. Pero estoy feliz, porque voy a encontrarte ¡No sabés lo que te buscamos la vieja y yo! En comisarías, hospitales y morgues, desde el Comando hasta la Nunciatura. Mamá le preguntó a cuánto milico encontró, pero nada. Yo tenía trece. Te extrañamos tanto. Ella se quedó seca de tanto llorar, y al final se apagó la pobre. Y allá está, como ida, en casa.
Ahora estoy acá, después de una pila de días cagado de hambre y frío, en las queridas islas, sin nadie que me ayude y desangrándome después de que una ráfaga de proyectiles siete sesenta y dos me borrara las piernas.

Acerca del autor:
Daniel Frini

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada